¿Comó alimento a mis hijos?


"La mujer sabia edifica su casa..."
Proverbios 14: 1a

Al traer el gran versículo bíblico arriba escrito, me quiero referir al cuidado y a la mayordomía que como madres nos es necesario llevar a cabo. Cuando cuidamos la alimentación de la familia, estamos edificando también! Estamos construyendo unos hijos sanos para la vida, con buenos hábitos y un esposo en salud que nos acompañará hasta la vejez.

La alimentación de nuestros hijos es muy importante para su sano desarrollo físico y mental.

Papá y mamá son los principales ejemplos a seguir de los niños y también es responsabilidad de ellos instruirlos sobre qué y cómo deben comer.

Según nutricionistas, la formación de hábitos alimenticios saludables debe comenzar desde los primeros años de vida porque así perduraran para siempre.

Si hubo una adecuada práctica de los padres al inicio, entonces los niños al llegar la edad escolar estarán preparados para comer sano y balanceado en su lugar de estudios.

Lo que comen nuestros hijos es sumamente importante, porque aunque lo no creamos así, influye en su desenvolvimiento escolar diario. Un niño o niña que no se desayune correctamente antes de ir a la escuela, es muy seguro que no rinda en clases. Si tampoco lleva una merienda saludable que le provea de alguna vitamina será pronto un niño sin energía, anémico, obeso y con poca creatividad mental en el aula.

Es una inversión!

En la lista de compras en el supermercado es recomendable adquirir alimentos saludables para los desayunos y meriendas diarias de nuestros hijos, y esto no será nunca un gasto, será una inversión para mantenerlos saludables. Aunque muchas veces los niños quieren comer las mismas cosas, es responsabilidad de los padres enseñarles a comer nuevos alimentos y con bastante perseverancia y ejemplo aprenderán a consumirlos.

El tiempo en las mañanas es importante, mamá o papá deben invertir tiempo para preparar un desayuno balanceado y asegurar que sus hijos lo coman, pues es una de las comidas más importantes del día, además según expertos, previene la obesidad.

Perseveremos!

Como mamá y papá recordemos, que una buena alimentación es vital para nuestros hijos. No debemos dejar que ellos elijan lo que van a consumir, pues por su inmadurez es muy probable que elijan algo inadecuado, lo mejor es que siempre supervisemos lo que comen y beben, aunque si perseveramos en enseñarles a comer sano, entonces llegará el momento en que tomarán buenas decisiones.

Una mamá que conoce!

También es importante que mamá (que en la mayoría de los casos es la que prepara los alimentos y/o compra en los supermercados) se instruya leyendo e investigando la manera mas saludable de alimentar a su familia. No incluyendo comida grasosa o cargada de sazones, sal o azúcar. En cambio implementar en lo que le sea posible alimentos naturales, orgánicos, integrales, frutas, vegetales. Aprender a hacer combinaciones y presentarlos de forma variada, en fin, es necesario que mamá sea creativa.

Dios nos dió el talento y la capacidad para administrar nuestra "cocina". HAGAMOSLO PARA SU GLORIA! Todo lo que podamos hacer para alimentar adecuadamente a nuestros seres queridos debemos hacerlo! Nosotras seremos beneficiadas, seremos madres y esposas felices y también saludables!

En Cristo,
Yissell